Blog-Buentrabajo

buentrabajo.com

Cómo evitar riesgos laborales para ser más productivo en el teletrabajo

Compártelo en:

Puntos claves a tener en cuenta para que esta modalidad tenga mejores resultados con las condiciones adecuadas para la seguridad en casa.

Las medidas de prevención por el COVID-19 han llevado a recurrir como solución de bioseguridad a las actividades virtuales y por eso uno de los grandes retos para las empresas es lograr que se dispongan de las condiciones adecuadas para reducir al máximo los riesgos laborales con el fin de que ello desemboque en mayor productividad en el teletrabajo. 

Oficina en casa

Es importante especificar que el Teletrabajo en Colombia se encuentra regulado por la Ley 1221 del 2008 y el decreto 884 del 2012 que la reglamenta, con lo que a partir de ellos podemos tener pautas claras acerca de algunas disposiciones puntuales para que un colaborador tenga los cuidados y herramientas adecuadas para ejecutar sus labores.

Un tema clave es la adaptación correcta del espacio de trabajo. La ubicación de la pantalla del computador debe ser frontal para evitar movimientos de rotación de cuello, con una distancia al ojo entre 35 y 60 centímetros. El escritorio debe tener lugar para el teclado y facilitar el apoyo de los antebrazos en la digitación, además de tener el espacio libre debajo de la mesa para que las piernas estén cómodas.

Los parámetros de la silla deben tener un tamaño de asiento y espaldar que cubra bien la cadera, que ofrezca apoyo suficiente para la espalda, aproximadamente desde omoplatos. Además debe permitir cambios de posición del asiento, espaldar y la base de soporte debe ser adecuada (cinco patas) y tener rodachines en todas exceptuando la del eje central.

Las denominadas pausas activas durante las labores juegan un papel valioso para ser más productivos en el teletrabajo, con lo que se deben aplicar ejercicios de estiramiento y relajación, al tiempo de alternar las labores de digitación con otras tareas para relajar los músculos de los teletrabajadores

Prevención de riesgos laborales

Según lo estipula el Artículo 9° del Decreto 884 de 2012, las Administradoras de Riesgos Laborales (ARL) deben elaborar una guía para prevención y actuación en situaciones de riesgo, adaptada a las condiciones de los teletrabajadores, para ser suministrada al teletrabajador y empleador.

A continuación, mencionamos algunas de las obligaciones en salud que deben tener los empleadores, empleados y las ARL: 

Por parte del empleador

  • Afiliar al teletrabajador al Sistema de Seguridad Social Integral. El pago de los aportes se debe efectuar a través de la Planilla Integrada de Liquidación de Aportes (PILA).
  • Verificación del espacio destinado al teletrabajo y que estas cumplan con las condiciones  de seguridad y salud en el trabajo con la asesoría de la ARL.
  • Allegar copia del contrato, acuerdo o acto administrativo a la ARL.
  • Establecer horarios en los que el teletrabajador debe estar disponible.
  • Garantizar que los equipos de trabajo suministrados a los teletrabajadores tengan los medios de protección adecuados para la tarea a realizar.
  • Reportar todo accidente de trabajo de conformidad con la legislación vigente. 

Por parte del teletrabajador

  • Procurar el cuidado integral de su salud.
  • Suministrar información clara, veraz y completa sobre su estado de salud.
  • Colaborar y velar por el cumplimiento de las obligaciones contraídas con los empleadores.
  • Informar al empleador sobre el accidente de trabajo inmediatamente.
  • Utilizar los equipos y herramientas suministrados en forma adecuada.
  • Cumplir con todas las obligaciones establecidas en el artículo 22 del Decreto 1295 de 1994.

Por parte de las ARL 

  • Asesorar al empleador en la determinación de los riesgos presentes en el lugar de trabajo del teletrabajador
  • Promover y divulgar las normas relativas a higiene y seguridad en el trabajo.
  • Desarrollar programas, campañas y acciones de educación y prevención dirigidas a garantizar que sus empresas afiliadas conozcan y cumplan las normas y reglamentos técnicos en salud ocupacional, expedidos por el Ministerio del Trabajo.
  • Ofrecer capacitación básica para el montaje de la brigada de emergencias, primeros auxilios y el sistema de gestión de seguridad y salud en el trabajo.
  • Desarrollar actividades de fomento de estilos de trabajo y de vida saludables.
  • Desarrollar programas regulares de prevención y control de riesgos laborales y de rehabilitación integral.

Lista de chequeo para gestionar los riesgos laborales en el teletrabajo

  1. Verificar las condiciones del sitio de trabajo por parte del empleador.
  2. Implementar las medidas de prevención y los correctivos necesarios.
  3. Entregar a la ARL el Acuerdo de Teletrabajo.
  4. Informar y dar copia al teletrabajador de la política de la entidad en materia de Salud y Seguridad.
  5. Asegurar que el teletrabajador realice el autorreporte de las condiciones de teletrabajo.

Normas a seguir

Los hábitos de autocuidado en el hogar son determinantes no solo para reducir los riesgos laborales sino para que a partir de ello se obtenga mejor productividad en el teletrabajo. Por eso, es clave mantener hábitos nutricionales saludables, evitar el consumo de cigarrillo y bebidas alcohólicas, y realizar ejercicio regular para prevenir enfermedades del sistema digestivo, cardiaco y osteomuscular. 

Resulta oportuno aclarar que no se debe hacer caso omiso a las anteriores recomendaciones, pues esto se ajusta a los lineamientos básicos sobre el trabajo en casa para su correcto desarrollo que estableció el Ministerio del Trabajo, a través de la Circular 41, del 2 de junio de 2020 en medio de la pandemia por el COVID-19.

Los trabajadores deben cumplir desde casa las normas, reglamentos e instrucciones de gestión de la seguridad y salud en el trabajo de la empresa, procurar el cuidado integral de su salud, así como suministrar al empleador información clara, veraz y completa sobre cualquier cambio de su estado de salud  que afecte o pueda afectar su capacidad laboral, la de otros trabajadores o la del empleador.


Menú